00000 Egreso Becaria chhh.jpg

María Olmos y Zulema Aramayo, dos jóvenes oriundas una del paraje “Puesto Grande” y de  El Aguada, ambos parajes situados a más de 3500 metros sobre el nivel del mar.

 

María coronó sus estudios el pasado lunes 1ro de marzo, recibiéndose de Psicopedagoga en el Instituto del Milagro. Luego de cuatro años de sacrificios, lejos de su familia logró obtener su título con excelentes calificaciones.

 

Su madre es Juana Olmos, a quien visitamos en diciembre del año pasado, para asesorarla en la instalación del sistema de riego por goteo, proyecto en el cual trabajó toda la familia.

 

Zulema Se recibió ayer jueves 4 de marzo de enfermera en la Cruz Roja, haciendo sus prácticas en el Hospital San Bernardo de la capital salteña.

 

Visitamos a su familia en noviembre del año pasado, para interiorizarnos de las necesidades y de los proyectos de sus familias, en aquella oportunidad conocimos a su bebé de pocos mese de vida.

 

Ambas son beneficiarias del programa de “Becas Padre Chifri” que lleva adelante la Fundación Alfarcito. Durante los años de estudio, siempre manifestaron sus deseos de volver a los cerros para trabajar en beneficio de los niños y jóvenes del lugar.

 

Ellas estaban muy emocionadas y expresaron sus agradecimientos a quienes la apoyaron, particularmente a Don Sigfrido Moroder (el papá de Chifri), quien siempre se preocupó por los estudios de las becarias, dándoles palabras de aliento y reconociéndoles el esfuerzo que realizaban.

 

También recordaron al Padre Chifri, expresaron  que fue un ángel que Dios mandó a los cerros para ayudar a las comunidades. Él siempre soñó con que los jóvenes estudiaran y puedan quedarse en los cerros, en la tierra que los vio nacer y los cobijó desde niños.

 

Transcribimos textualmente las palabras  de María “Este es mi último año de la carrera Psicopedagogía, una vez recibida me gustaría ejercer mi profesión en las distintas comunidades de los cerros, tratando de incentivar y acompañar a los jóvenes en su trayectoria escolar para que puedan cumplir sueños y metas en un futuro.”

 

 

El mensaje de Zulema que nos dejó en una oportunidad: “Fundación me ayudó a solventar gastos, me permitió continuar con mi carrera para poder terminar en tiempo y forma, con esfuerzo y dedicación para el día de mañana regresar a mi comunidad, ayudar a mi gente y mejorar mi calidad de vida.”

 

Quienes pertenecemos a la Fundación Alfarcito queremos felicitarlas por el espíritu de sacrificio, la disciplina que mantuvieron estos años y el ejemplo que representa para los jóvenes de la Quebrada del Toro.

 

Les deseamos el mayor de los éxitos, que el Padre Chifri la continúe guiando y protegiendo, especialmente en los momentos difíciles de los cuales sabrán salir adelante por el espíritu que tienen ambas.

 

Para poder continuar ayudando con sus estudios es necesario contar con gente que quieran becar a los jóvenes de los cerros. Si Quieren sumarse ayudando a la obra del Padre Chifri pueden contactarte con nosotros a través esta casilla de correo: contacto@fundacionalfarcito.org.ar o bien al nuestro numero Cel: 387 – 387 501 6283 o a través de las redes sociales!

El link para adherirte al débito automático es el siguiente: https://donaronline.org/fundacion-alfarcito/unite-a-nuestro-anhelo-de-hacer-el-bien